Pendientes de novia : Looks para el día de la boda

Pendientes de novia : Looks para el día de la boda

Pendientes de novia para el día de la boda

Los pendientes de novia representan uno de los detalles más hermosos y con más impacto visual con el que se puede realzar un rostro femenino en una ceremonia nupcial. Los pendientes para novia aportan estilo personal y distinción.

Y son los de diseño largo los pendientes de novia  que ofrecen más posibilidades. Sus extensiones, sus decoraciones, sus materiales básicos, sus diseños y acabados dan mucho juego especialmente en aquellas novias de cuellos esbeltos que están tocadas con peinados recogidos o que llevan melenas cortas con los que resulta más fácil dar visibilidad a este tipo de joyas. Porque los pendientes son para lucirlos.

Sin duda hay joyas perfectas para cada momento y ocasión.

Hay infinidad de modelos de pendientes de novia,  pero ninguna combinación resulta perfecta si no se tiene en cuenta también el diseño del vestido nupcial, la forma de la cara, el tono de los ojos o el resto de joyas que se van a llevar en la ceremonia. Todo está relacionado cuando la novia es el centro de todas las miradas.

Con aplicaciones de brillantes de diferentes tamaños se pueden encontrar pendientes de diamantes de oro de 18 quilates o de platino de estilo moderno, que proporcionarán un toque innovador y vanguardista.

Los pendientes Riviere con diamantes en disminución o los que siguen la fórmula de Perilla ofrecen, en cambio, un estilo tradicional que recuerda a los tiempos de la Belle Époque. Son perfectos para ceremonias clásicas o, todo lo contrario, para lucirlos en enlaces más informales y para ofrecer un efecto llamativo chocante. Todo es cuestión de gustos.

Los pendientes largos con chatones o con rosetones aportan tonos exóticos que recuerdan a los de las ceremonias árabes o a ese estilo bizantino que nunca ha dejado de ser una referencia en joyería desde los tiempos de la emperatriz Teodora.

Para dar el tono con el color de los ojos de la novia, también hay combinaciones muy acertadas. Novias con ojos de color caramelo o café estarán perfectas con pendientes largos en oro rosa o con zafiros orange.

Las de ojos azules o grises lucirán perfectas con zafiros Ceylán, para más detalle, con un juego de brillantes en el arranque de la cascada.

Para las contrayentes de ojos verdes, sin lugar a dudas, pendientes con esmeraldas casi en cualquier combinación.

Para todas las que aman llevar algo distinto, más allá del color de sus iris, pero siempre a tono con el de fondo de sus vestidos, el coral rojo, las perlas australianas o los ópalos.

Los ojos son el espejo del alma y los brillos más deseados de los pendientes de una novia, el mejor cristal con el que recrear un gusto delicado.

Los pendientes de novia de calidad son el mejor anticipo de una ceremonia nupcial inolvidable.

Por Jorge Juan Joyeros

Fernando el Santo 24, 28010 Madrid

Serrano 81, 28006 Madrid

917022151 – 917020625